"¿Cómo sabrás si las aves que recorren los caminos del cielo son un inmenso mundo de deleite, cercado como estás por tus cinco sentidos?"
William Blake. El matrimonio del Cielo y el Infierno (1790). Trad. Jordi Doce

jueves, 20 de enero de 2011

El cielo en una flor salvaje



Fotografías por María Sánchez Ozamiz

"Dionaea"
Óleo sobre tabla (100X70)
"Dionaea" Montejo Abad


"El néctar del colibrí"
Óleo sobre tabla (100X70)
"El néctar del colibrí" Montejo Abad


"Astronomía"
Óleo sobre tabla (100X70)














Todo empezó con un poema de William Blake (Catálogo descriptivo de cuadros (1809) Augurios de la Inocencia (1803))



To see the world in a grain of sand,
And Heaven in a wild flower,
Hold infinity in the palm of your hand
And eternity in an hour.


Para ver el mundo en un grano de arena,
Y el Cielo en una flor salvaje,
Abarca el infinito en la palma de tu mano
Y la eternidad en una hora.



Me quedé completamente fascinado.

El Cielo. Estrellas enlazadas por la gravedad para formar galaxias entrelazadas a su vez para formar cúmulos que aparecen agrupados en supercúmulos… una colosal arquitectura cósmica construida a base de gravedad. Así que si algo puede representar el Cielo esa es precisamente la gravitación, la gravedad.

Si el pintor trabaja de veras con algo, es con la luz. Así que tenía que expresar gravedad con luz. La gravitación, cuando es suficientemente intensa, es capaz de desviar a la misma luz haciendo que su camino a través del espacio deje de ser recto y se haga curvo. Cuanta más intensa es la gravedad más se desvía la luz. Es algo que los astrónomos han podido observar en el Universo y que denominan efecto de lente gravitatoria. Alrededor de los cúmulos de galaxias se forman halos circulares de imágenes fantasmas cuyo origen no es otro que la luz de objetos lejanos que ha sido desviada por la gravedad. Esta es la huella de la gravedad sobre la luz.

Así que coloqué un campo gravitatorio delante de una serie de flores buscando encontrar algo de esa desconcertante comunidad entre el Cielo y la flor. Y en esa intersección entre lo pequeño y lo cósmico apareció algo nuevo. No únicamente la distorsión por efecto de lente gravitatoria sino también una suerte de abismo, de caída en la oscuridad que no se somete completamente a una ley … ¿el hombre?
Mis indagaciones continúan. Queda mucho trabajo por delante. Y después, aún debo dar cuenta de tres versos más.

Fernando R. Durán





Mascarada



Fotografías por Fernando Rodríguez Durán y María Sánchez Ozamiz


Las lágrimas de las máscaras alimentan los canales de Venecia. Las góndolas se abren camino a través del cielo hasta sumergirse en el verde esencial de sus aguas. Se celebra el Matrimonio del Cielo y el Infierno. Corre el año 1790. En el Bucintoro se entregan las alianzas, infinito en la palma de la mano, la eternidad en una hora. Y William Blake encabeza la comitiva hacia el Horizonte.

“Si las puertas de la percepción se abrieran todo se le aparecería al hombre como es, infinito.
Pues el hombre se ha cerrado sobre si mismo hasta ver todas las cosas a través de las estrechas rendijas de su caverna”


Comienza el gran baile de máscaras y disfraces. Placeres desenfrenados abarrotan la plaza de San Marcos y la Basílica es un Palacio y el cuervo ha olvidado el negro. Se han escrito tantos nombres que las letras pesan más que el Mundo y el Cielo es sólo cielo y ya no es posible creer casi nada. Así que la verdad mendiga junto al León de San Marcos que es un zorro, y los médicos de la peste lo saben y atan la imaginación en las patas de los pájaros.

“¿Cómo sabrás si las aves que surcan los caminos del aire son un inmenso mundo de deleite, cercado como estás por tus cinco sentidos?”

Cinco segundos son más que suficientes para que transcurran 220 años. Poderosos Diablos y Ángeles interpretan melodías envueltos en negras nubes. La celebración continúa. Los canales de Venecia siempre alimentarán las lágrimas de las máscaras.

Fernando R. Durán



"En el edén de la gemela más triste""La caja de orugas""Amor frío"
Óleo sobre tabla (100X50)Óleo sobre tabla (100X50)Óleo sobre tabla (100X50)
"Grotesquerie" Iñaki Ortiz"Pandora" Iñaki Ortiz"Nautilus" Iñaki Ortiz
"En el edén..." Montejo Abad"La Caja de Orugas" Montejo Abad


"Las reglas del juego" (1/3)
Alquídico sobre tabla (100X50)


"Las reglas del juego" (2/3)
Alquídico sobre tabla (100X50)
"El Mar" Iñaki Ortiz
"Las reglas del juego" Montejo Abad
"Las reglas del juego" (3/3)
Alquídico sobre tabla (100X50)


"El gato con botas"
Óleo sobre lienzo (100X50)
"---"
Óleo sobre lienzo (100X50)
"---"
Óleo sobre lienzo (100X50)


"Es tarde para fingir""---"
Óleo sobre tabla (100X50)Óleo sobre lienzo (100X81)
"Es tarde para fingir" Montejo Abad


"---"
Óleo sobre lienzo (46X27)
"---"
Óleo sobre lienzo (46X27)
"---"
Óleo sobre lienzo (46X27)


"Invitación a la condena"
Óleo sobre tabla (150X100)
"Desdibujada" Esther Lara


"Cuchicheo de sombreros"
Óleo sobre tabla (170X115)
"Cuchicheo de sombreros" Montejo Abad